14 de julio de 2024 | 4:27

Actualidad

Juez Peinado enfrenta críticas por chalet ilegal en La Adrada

Mairenis Gómez

12 de junio de 2024 | 4:00 pm

La casa construida en un terreno rodeado de naturaleza, ha sido objeto de múltiples denuncias y quejas por parte de los vecinos desde antes de 2007

En el tranquilo pueblo de La Adrada, en Ávila, la calma se ha visto interrumpida por la controversia del «chaletazo ilegal» del juez Juan Carlos Peinado. La casa, rodeada de naturaleza, ha sido el foco de muchas quejas por irregularidades en su construcción.

Una vivienda rodeada de irregularidades y denuncias desde 2007

Desde antes de 2007, los vecinos han denunciado problemas con la vivienda del juez. La falta de licencia de primera ocupación, problemas con el saneamiento y la posible ilegalidad de la piscina han sido temas recurrentes. En junio de 2016, el pleno municipal aprobó nuevas normas urbanísticas que hicieron posible la urbanización del terreno. Sin embargo, la construcción se paralizó en varias ocasiones por incumplimientos con las normativas urbanísticas.

Además, la alcaldesa de La Adrada, Pilar Martínez (PP), mencionó que nadie ha solicitado la necesaria licencia de primera ocupación para el chalet del juez. Incluso, fuentes municipales indicaron que los anteriores responsables del ayuntamiento tampoco pidieron dicha licencia. Este asunto sigue siendo un tema caliente en el pueblo. Algunos vecinos prefieren no hablar del tema, pero otros no dudan en expresar su indignación, calificando el caso como un «gran escándalo». La vivienda es vista como un «chalet ilegal» en una zona rural muy apreciada por los residentes.

Vecinos indignados y la falta de transparencia

El descontento entre los vecinos crece debido a la falta de transparencia y las persistentes irregularidades urbanísticas en la vivienda del juez Peinado. Piden justicia y el cumplimiento de la ley para todos por igual. Esta situación nos deja claro que, a menudo, los jueces actúan como si estuvieran por encima de las leyes que deben hacer cumplir. La licencia de primera ocupación, el saneamiento y la piscina son temas de debate en La Adrada desde hace años.

Un enclave privilegiado envuelto en controversia urbanística

La casa familiar del magistrado, situada a poco más de una hora de Madrid, se encuentra en un enclave privilegiado, rodeado de vegetación y sin apenas vecinos. Muchas voces sostienen que los terrenos sobre los que se localiza nunca deberían haber sido urbanizables. Sin embargo, en el pleno municipal del 23 de junio de 2016, se aprobaron nuevas normas urbanísticas que permitieron la urbanización.

El consistorio local ha tenido que investigar supuestas ilegalidades en la vivienda del juez Peinado, que impiden la emisión de la licencia de primera ocupación. La alcaldesa Pilar Martínez ha defendido que lleva poco tiempo en el cargo y que nadie ha solicitado dicha licencia para el chalet, que muchos vecinos llaman «chaletazo ilegal».

Una trayectoria profesional marcada por la controversia

El juez Juan Carlos Peinado inició su carrera judicial en esta zona. Su polémica vivienda se sitúa cerca del municipio familiar de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y de otros dirigentes importantes en la política nacional, como Pablo Casado y Ángel Acebes.

La casa, rodeada de naturaleza, ha sido el foco de muchas quejas por irregularidades en su construcción.

La trayectoria del juez Peinado ha estado marcada por sustituciones en comisiones de servicio y polémicas decisiones judiciales. Su nombre estuvo incluido entre los candidatos de la APM para la renovación del CGPJ en 2013, aunque no fue elegido. Además, ha colaborado en varias jornadas organizadas por la Asociación Profesional de Magistratura.

El juez que abrió diligencias contra la mujer de Sánchez también pidió una plaza de refuerzo en la Audiencia Nacional, pero finalmente no fue seleccionado. Esta situación, sumada a las irregularidades en su vivienda, sigue generando descontento y debate en La Adrada.

Más noticias