20 de junio de 2024 | 10:01

Actualidad

La ley MiCA y su impacto en las stablecoins: ¿USDT o USDC en Europa?

Jesús Carames

16 de mayo de 2024 | 9:00 pm

El inminente cambio regulatorio en la Unión Europea, impulsado por la ley de Mercados de Criptoactivos (MiCA), tiene a las empresas emisoras de stablecoins en el punto de mira. La normativa, que entrará en vigor el próximo 30 de junio, trae consigo exigencias significativas que pueden transformar el panorama de estos activos digitales en la eurozona.

Un cambio de paradigma para las stablecoins en Europa

La ley MiCA establece nuevas reglas del juego para las stablecoins, como USD Tether (USDT) y USD Coin (USDC). Estas criptomonedas, respaldadas por monedas fiduciarias, son las más grandes del mercado por volumen de capitalización. Sin embargo, el cumplimiento de los nuevos requisitos podría hacer que algunas empresas reconsideren su operación en Europa.

Una de las principales exigencias de MiCA es que las empresas emisoras de stablecoins deben obtener autorización para operar como entidades de crédito o entidades de dinero electrónico (EMI). Esta medida busca asegurar que las stablecoins mantengan un nivel adecuado de estabilidad y transparencia, protegiendo así a los inversores y al sistema financiero europeo.

¿Qué stablecoins podrán operar en Europa?

Tether Limited, la empresa detrás de USDT, aún no ha obtenido la licencia EMI de la Unión Europea y, según su director ejecutivo Paolo Ardoino, no tiene intenciones de solicitarla a corto plazo. Ardoino ha criticado las directrices de MiCA, calificándolas de demasiado restrictivas y limitantes para la innovación. En consecuencia, USDT podría ser la primera stablecoin en salir de circulación en la Unión Europea, al menos temporalmente.

Por otro lado, Circle, la empresa emisora de USDC, ya cuenta con la licencia EMI otorgada por Francia en diciembre de 2023. Esto posiciona a USDC como la stablecoin más preparada para operar bajo la ley MiCA, cubriendo el espacio que dejará USDT en el mercado europeo.

Implicaciones de la ley MiCA para las empresas emisoras

Las empresas emisoras de stablecoins tendrán que presentar los libros blancos de sus tokens, de acuerdo con el artículo 51 de MiCA. Además, deberán proporcionar datos informativos como el nombre de la empresa, domicilio fiscal, número de teléfono y correo electrónico.

Una de las directrices más controvertidas es la prohibición de ofrecer intereses sobre las stablecoins. Esto aplica tanto a las empresas emisoras como a los proveedores de servicios de criptomonedas, que no podrán ofrecer tasas de rendimiento. Asimismo, se requerirá que el 30% de las reservas de las stablecoins se depositen en diferentes bancos que operen en la UE, lo cual supone un reto logístico y financiero considerable.

Críticas a la nueva normativa

Paolo Ardoino ha sido uno de los críticos más vocales de la ley MiCA. Según Ardoino, la regulación podría sofocar la innovación en el sector de las criptomonedas en Europa. Argumenta que las restricciones impuestas por MiCA no proporcionan un entorno favorable para el desarrollo del ecosistema de criptomonedas. «Europa se apresura a regular con el riesgo de ahogar la innovación», afirmó Ardoino.

A pesar de las críticas, la ley MiCA representa un esfuerzo significativo por parte de la Unión Europea para regular el mercado de criptoactivos, proporcionando un marco legal que busca proteger a los inversores y mantener la estabilidad financiera. Sin embargo, la implementación de estas normativas también plantea desafíos significativos para las empresas emisoras de stablecoins, que deberán adaptarse rápidamente o considerar la posibilidad de salir del mercado europeo.

Más noticias