22 de mayo de 2024 | 5:15

Actualidad

Subidas de precios en Airbnb impacta el mercado inmobiliario

Mairenis Gómez

24 de abril de 2024 | 8:20 am

Impacto del alquiler vacacional en las dinámicas del mercado inmobiliario de España

En los últimos tiempos, el fenómeno del alquiler vacacional, ampliamente representado por plataformas como Airbnb, ha redefinido los contornos del mercado inmobiliario en España, llevando a incrementos notables en las rentas de viviendas en diversas regiones.

Este fenómeno se ha convertido en una preocupante puerta para subidas de renta que parecen escapar al control de la legislación vigente sobre el suelo y vivienda. Este fin de semana, la voz de protesta de los ciudadanos de las Islas Canarias se ha hecho escuchar fuertemente. Cerca de 57.000 personas se manifestaron contra un modelo turístico que, según ellos, les está desplazando de sus hogares.

El alquiler vacacional como catalizador de la inflación en las rentas

Excluyendo a Madrid, que tiene sus propias dinámicas de mercado debido a su atractivo laboral y económico, las comunidades autónomas con las mayores subidas en las rentas de alquiler son precisamente aquellas con una mayor oferta de viviendas destinadas al alquiler vacacional. Canarias y Baleares encabezan la lista, con incrementos anuales del 13.3% y 15.3% respectivamente. Estas cifras no solo muestran una correlación clara entre la cantidad de viviendas destinadas a Airbnb y el aumento de las rentas, sino que también sugieren una posible causalidad, aunque con matices.

Correlación versus causalidad en el aumento de rentas

Aunque la correlación es evidente, es crucial distinguir entre correlación y causalidad. Puede que no sea simplemente que Airbnb está impulsando las rentas hacia arriba, sino que un mercado de alquiler ya caliente podría estar empujando a los propietarios a convertir sus viviendas en alojamientos vacacionales. Además, un factor a considerar es el turismo.

Incluso, se observa que a mayor turismo, mayor es la propensión a ofrecer alquiler vacacional, lo que a su vez propulsa hacia arriba las rentas generales. Este fenómeno se agrava aún más cuando consideramos que la mayoría de estos alojamientos vacacionales están concentrados en manos de unos pocos grandes tenedores, capaces de influir significativamente en el mercado.

Cerca de 57.000 personas se manifestaron contra un modelo turístico que, según ellos, les está desplazando de sus hogares.

La problemática concentración de la propiedad y su efecto en las rentas

En Canarias, por ejemplo, donde más de la mitad de los alojamientos vacacionales están en manos de grandes propietarios, la situación se complica aún más. Estos grandes tenedores no solo poseen una gran parte del mercado de alquiler vacacional, sino que también tienen el poder de influir en los precios del mercado en general. Esto crea una dinámica de mercado donde los aumentos de precios afectan a muchos, mientras que los beneficios se acumulan en manos de muy pocos.

En definitiva, mientras que el alquiler vacacional ha traído oportunidades de ingresos adicionales para algunos, también ha exacerbado problemas de accesibilidad a la vivienda para muchos otros. Este impacto dual merece una consideración cuidadosa y medidas regulatorias que equilibren los beneficios y las cargas de este modelo turístico en auge.

Más noticias