14 de julio de 2024 | 3:38

Bilbao

elCorreo prefiere las fiestas de Burgos a las de Bilbao

Mairenis Gómez

2 de julio de 2024 | 7:46 am

La rivalidad festiva entre Bilbao y Burgos

Las fiestas de Bilbao y Burgos siempre han generado comparaciones y debates sobre cuál ciudad ofrece las mejores celebraciones. Recientemente, se ha criticado al Correo de Bilbao por promocionar las festividades de Burgos, dejando en un segundo plano las de la capital de Bizkaia. Aunque cada ciudad tiene sus propios encantos y tradiciones, es importante destacar las características únicas que hacen que cada una de estas fiestas sea especial.

Las fiestas de Burgos: tradición y espectacularidad

Las fiestas de Burgos, conocidas por su rica historia y sus tradiciones profundamente arraigadas, son un referente en Castilla y León. Las celebraciones en honor a San Pedro y San Pablo atraen a miles de visitantes cada año. Estos festejos destacan por su carácter tradicional, con desfiles, danzas regionales y eventos culturales que reflejan la identidad burgalesa.

Una de las atracciones más populares es la Batalla de Flores, un desfile de carrozas decoradas con flores que recorre las calles de la ciudad. Este evento, junto con las competiciones deportivas y los conciertos al aire libre, crean un ambiente festivo que combina lo antiguo y lo moderno. La devoción y el fervor con que los burgaleses celebran sus fiestas son elementos que capturan la atención de medios como el Correo de Bilbao, que ha elogiado estas características en sus publicaciones.

Las fiestas de Bilbao: innovación y diversidad

Por otro lado, las fiestas de Bilbao, conocidas como Aste Nagusia, son un evento que transforma la ciudad en un vibrante escenario de actividades durante nueve días. Desde su creación en 1978, estas fiestas se han convertido en un referente de la modernidad y la innovación en el panorama festivo español. La Marijaia, el icónico personaje que simboliza la alegría de las fiestas, es el centro de todas las celebraciones.

Aste Nagusia es sinónimo de diversidad y variedad, con actividades que van desde conciertos de música internacional y actuaciones teatrales hasta competiciones deportivas y talleres culturales. La participación de comparsas y la amplia oferta gastronómica con productos típicos vascos son otros puntos fuertes que atraen tanto a locales como a turistas. La integración de eventos para todas las edades y gustos hace que las fiestas de Bilbao sean un referente en cuanto a inclusión y accesibilidad.

Comparar las fiestas de Bilbao y Burgos es complicado, ya que cada una ofrece experiencias únicas y valiosas. Las celebraciones en Burgos destacan por su tradición y su capacidad para mantener vivas las costumbres locales, mientras que las de Bilbao son un ejemplo de innovación y diversidad en el contexto festivo. Ambas ciudades tienen motivos para estar orgullosas de sus festividades, y la promoción de una no debería desmerecer la grandeza de la otra.

Más noticias