Bilbao

Filomena dejará nevada histórica a su paso por Bilbao

La borrasca provocará copos de nieve incluso a nivel del mar, pudiendo repetirse la imagen de la ciudad en 2018

Con los efectos de Filomena Bilbao podría teñirse de blanco. Una nevada que ya ha tenido lugar en varios lugares de la península, donde las temperaturas han caído estrepitosamente. Un temporal que afectará próximamente al norte de España, pudiendo repetirse una nevada como la de 2018.

Según han declarado muchos expertos, con la borrasca Filomena Bilbao podría vivir su peor nevada en décadas. Después de la gran nevada que ha caído en ciudades como Madrid, ahora llega el turno de Bilbao, donde se prevé una gran nevada provocada por el paso de Filomena. Una nevada que será histórica.

Filomena Bilbao
La nieve colapsó el transporte público en 2018

Con los efectos de Filomena Bilbao vuelve a estar amenazada

Tal y como han informado los expertos, se prevé una gran nevada en Euskadi desde este fin de semana. Pero no solo en las ciudades con mayor altitud, sino que también tendrá lugar en ciudades situadas al nivel del mar. Algo que comenzará, según los últimos datos, desde las primeras horas del sábado.

Asimismo, hemos podido conocer cuáles serán los territorios más afectados con la borrasca Filomena. El que más nieve acumule en Euskadi será Álava, quien será seguido de Gipuzkoa. Bizkaia será la última provincia con más nieve, aunque se espera que incluso pueda alcanzar un espesor de cinco centímetros.

Se repite la nevada de Bilbao en 2018

Según las previsiones de Euskalmet, las precipitaciones podrían llegar en forma de copos de nieve al nivel del mar. Del mismo modo, ha cifrado la cota de nieve entre 0 y 200. De esta forma, se podría volver a repetir la imagen de Bilbao completamente nevado, algo que ya ocurrió en el año 2018.

Una nevada que también fue histórica, pues muchos servicios de la ciudad no estaban preparados. Servicios como el transporte público sufrieron graves problemas, pues colapsaron por culpa de la nevada. A causa de Filomena Bilbao puede volver a vivir los problemas que tuvieron lugar en 2018.

To Top