19 de abril de 2024 | 10:13

Deportes

El Athletic Club deslumbra camino de La Cartuja

El choque Athletic-Atlético bajo la lupa de Antiviolencia

Jesús Carames

1 de marzo de 2024 | 7:38 am

La gesta del Athletic Club en su avance triunfal hacia la final de la Copa del Rey, marcada por una contundente victoria sobre el Atlético de Madrid, es una historia de táctica, pasión y hermandad futbolística. Con los hermanos Williams, Iñaki y Nico, como protagonistas de esta epopeya, el equipo bilbaíno demostró su superioridad en el campo de San Mamés, asegurando su lugar en la final contra el RCD Mallorca el próximo 6 de abril en La Cartuja.

Desde el comienzo, el Athletic impuso su juego, con Oihan Sancet dirigiendo las operaciones en el medio campo y abriendo espacios para que los hermanos Williams desplegaran su magia. El primer gol, una obra de arte de Iñaki Williams, fue el preludio de lo que sería una noche inolvidable para la afición rojiblanca. La complicidad entre los hermanos se hizo evidente una vez más cuando Nico, aprovechando un centro de Iñaki, marcó el segundo tanto, dejando claro que la eliminatoria estaba prácticamente decidida desde el encuentro de ida.

Una defensa impenetrable y un ataque demoledor

La solidez defensiva del Athletic, combinada con su eficacia ofensiva, dejó sin opciones a un Atlético de Madrid que no pudo contar con su estrella Antoine Griezmann. Los intentos del equipo visitante por revertir la situación se encontraron con una muralla rojiblanca infranqueable, donde Agirrezabala, el joven guardameta del Athletic, emergió como figura clave, despejando cualquier duda sobre su capacidad bajo los tres palos.

El tercer gol, marcado por Gorka Guruzeta, fue la guinda del pastel en una actuación que quedará grabada en la memoria de los aficionados. Este gol no solo selló el resultado de la noche, sino que también simbolizó la ambición de un equipo que no se conforma con llegar a las finales, sino que aspira a levantar el trofeo.

Denok Erabaki
El poder de la unidad en momentos decisivos

La gloria se escribe en La Cartuja

La clasificación para la próxima edición de la Supercopa de España es otro logro que añadir a la exitosa trayectoria del Athletic en esta temporada. Además, este equipo, liderado por Ernesto Valverde, ha sabido hacer de San Mamés un fortín inexpugnable, hilvanando diez victorias consecutivas en casa, un récord que habla del formidable momento que atraviesa el club.

Con esta victoria, el Athletic no solo asegura su presencia en una nueva final de Copa, sino que también reafirma su identidad como uno de los equipos más competitivos y emocionantes de ver en el fútbol español. La afición rojiblanca puede soñar con un futuro lleno de éxitos y alegrías, confiando en la habilidad de sus jugadores y en la sabiduría táctica de su entrenador.

En conclusión, el camino del Athletic Club hacia La Cartuja es un testimonio de su grandeza como institución deportiva. Con un equipo que combina juventud y experiencia, liderazgo en el campo y una afición entregada, el club vasco está listo para enfrentar al RCD Mallorca en una final que promete ser apasionante. El sueño de levantar la Copa del Rey está más vivo que nunca, y en Bilbao, la esperanza y la ilusión se sienten en cada rincón.

Más noticias

Aingeru Olabarrieta avanza en los premios fútbol draft 2004

Jesús Carames

19 de abril de 2024 | 8:13 am

Aingeru Olabarrieta se ha convertido en un nombre destacado en el panorama futbolístico español tras ser seleccionado en el corte 77 masculino de los premios …