16 de junio de 2024 | 3:00

Deportes

Unai Simón reconoce haber sido pardillo

María José Gonzalez

18 de junio de 2023 | 11:00 am

En las grandes competiciones se aprende mucho

El pasado siempre regresa, y en ocasiones, lo hace en forma de una anécdota de un Mundial. Unai Simón, portero del Athletic y guardameta titular de la selección española que dirige Luis de la Fuente, se ha visto recientemente en el centro de un pequeño revuelo mediático y digital. Todo por una ‘chuleta’ y una conversación con el guardameta Yassine Bono, portero del Sevilla y de la selección de Marruecos.

Las «chuletas» y las penas de los penaltis

En la lupa del público y los medios, Simón vuelve a estar por su papel en la tanda de penaltis del Mundial de Catar. Aquella que enfrentó a la selección española y marroquí. El desenlace, sabido por todos, se tiñó de cierto misterio con unas declaraciones de Bono. El marroquí compartió una anécdota previa a esa tanda, que ahora ha cobrado protagonismo.

El guardameta del Athletic pidió a Bono que no observase la ‘chuleta’ donde anotaba la posible dirección de los lanzamientos de penaltis de los rivales. Una petición que el sevillista, astuto, aprovechó para alertar a sus compañeros.

La versión de Unai Simón: «Pardillo, pardillo»

Ante la creciente polémica, Unai Simón ha salido al paso con su versión de lo sucedido en una entrevista concedida a Marca. El portero bilbaíno acepta su fallo y confiesa: «Tiene razón en lo que dice. En la anterior tanda de penaltis que tengo me desaparece la chuletilla que llevo siempre y no consigo acertar en los penaltis. Con Bono tengo confianza. Le dije: ‘Te conozco, no hace falta que te lo diga, pero voy a dejar esto ahí. Por favor, no me lo toques’. Eh… pardillo, pardillo».

Sin resentimientos hacia Bono

A pesar del desenlace adverso para los intereses de la Roja, Simón no duda de la honestidad de Bono. El portero del Athletic está convencido de que Bono no espió su ‘chuleta’. También, se muestra seguro de que el sevillista sabía que él había estudiado a los lanzadores. Aunque admite que le ha sorprendido que esta anécdota haya cobrado tanta relevancia en las redes, se muestra tranquilo.

«Tengo la conciencia tranquila. Cuando coincida con Bono, pues ya hablaremos (risas)», concluye Simón, con un humor que le caracteriza. En los tiempos de las redes sociales, una ‘chuleta’ y una tanda de penaltis pueden convertirse en una historia de resonancia internacional. Un capítulo más en la carrera de este prometedor portero que, entre risas y paradas, sigue dejando su huella en el fútbol español.

Más noticias