20 de abril de 2024 | 1:48

Actualidad

42% del negocio del turismo español termina en manos de operadores extranjeros

Jesús Carames

11 de abril de 2023 | 9:25 pm

La elusión fiscal en turismo digital afecta la economía española en casi 3.000 millones

Según el sindicato UGT, la elusión fiscal relacionada con el turismo digital está dañando la economía española en extremos insostenibles. Casi 3.000 millones de euros acaban en el extranjero, lo cual afecta negativamente al sector turístico nacional y, por ende, al bienestar general.

Datos del comercio electrónico en España

UGT señala que, a pesar de que el impacto del turismo en España superará el 7% del PIB en 2023, la actividad de ciertas plataformas digitales, hoteles y restaurantes está desviando los beneficios generados por este sector en España, como por ejemplo la holandesa Booking. De acuerdo con los últimos datos de comercio electrónico publicados por la CNMC, el 42% del gasto en turismo online realizado en sitios web extranjeros termina fuera de España, lo cual significa que cuatro de cada diez euros del turismo español online acaban en el extranjero.

Transacciones comerciales en el extranjero

Según UGT, el problema radica en el lugar donde se computan las transacciones comerciales. En muchas ocasiones, aunque se realicen en España, el dinero termina fuera del país. Por ejemplo, el 82% del consumo en restaurantes se va fuera de España, y el 55% del gasto en hoteles y alojamientos similares también acaba en el extranjero debido a que las plataformas digitales y las webs de reserva tienen sus residencias fiscales fuera de España, incluso en paraísos fiscales.

La deslocalización de la tributación

El sindicato UGT denuncia que las argucias legales y fiscales utilizadas por estas plataformas digitales permiten deslocalizar la tributación y trasladar los beneficios a paraísos fiscales. Esta situación perjudica gravemente la balanza comercial de España y supone un ataque insolidario al sistema del bienestar del país.

Exigencias al Proyecto BEPS de la OCDE

Por ello, UGT exige a la OCDE y a los 137 países firmantes del Pilar I del Proyecto sobre Erosión de la Base Imponible y Traslado de Beneficios (BEPS) que lo pongan en marcha de inmediato, sin más dilaciones ni excusas. De esta manera, se facilitaría que el consumo realizado en España se quede en el país «a todos los efectos», beneficiando así la economía nacional y el bienestar de la sociedad.

Más noticias