18 de mayo de 2024 | 8:43

Actualidad

Agentes de Inteligencia Artificial: La nueva frontera de la interacción humano-máquina

María José Gonzalez

14 de mayo de 2023 | 2:00 pm

ChatGPT de OpenAI, aunque ingenioso y convincente en su interacción, ha demostrado tener limitaciones significativas. No tiene acceso a internet, no recuerda las consultas de una conversación a otra, y su fiabilidad factual puede ser cuestionada. Pero la tecnología de la inteligencia artificial está lejos de quedarse estancada. Los investigadores y entusiastas de la IA buscan ahora el siguiente paso: los llamados agentes de IA.

Agentes IA: Autonomía y Objetivos

Los agentes IA son softwares que se conectan a modelos de lenguaje amplio como el que alimenta a ChatGPT, y tras recibir una meta de un humano, generan y ejecutan una serie de tareas en un intento de alcanzar ese objetivo. Este avance sugiere un futuro donde los agentes IA podrían actuar de manera autónoma en internet, realizando una amplia gama de tareas a su discreción.

Los entusiastas de estos agentes IA los ven como la materialización más cercana a la Inteligencia General Artificial (AGI), el objetivo largamente buscado de crear software que pueda aprender y llevar a cabo cualquier tarea intelectual que un humano pueda realizar.

Auto-GPT: Un Paso Adelante

El trabajo más destacado en esta línea es Auto-GPT, un proyecto de código abierto dirigido por Toran Bruce Richards, un desarrollador de juegos. Los usuarios de Auto-GPT establecen metas para el software, que luego comienza a ejecutar pasos para alcanzarlas. Por defecto, Auto-GPT solicita validación de su usuario humano en cada paso, aunque es posible otorgarle permiso para seguir avanzando de manera autónoma.

Las acciones de Auto-GPT han sorprendido a muchos. Un usuario logró que un agente de IA realizara una investigación de productos y resumiera una lista de los mejores auriculares en el mercado. Otro creó una empresa ficticia de zapatos y obtuvo investigación de mercado para zapatos impermeables.

Limitaciones y Desafíos

A pesar de los avances, los agentes IA como Auto-GPT y BabyAGI aún están «en su infancia», como señala Matt Schlicht, CEO de Octane AI. Los logros que parecen milagrosos deben tomarse con cautela y es necesario verificar cualquier información que produzcan. Un ejemplo de ello es cuando se le pidió a AgentGPT que creara un plan para convertir 100 dólares en un millón en 10 años. El plan resultante fue poco realista, lo que demuestra que los agentes IA aún tienen mucho que aprender.

El Futuro de los Agentes IA

A medida que personas como Schlicht deciden que los agentes IA pueden ser más que juguetes y comienzan a probarlos en situaciones reales, la necesidad de políticas que regulen su uso se vuelve más urgente. Según Henry Shevlin, un ético de la IA en el Centro Leverhulme para el Futuro de la Inteligencia de la Universidad de Cambridge, «es poco probable que las corporaciones ejerzan el nivel de contención que es deseable para la humanidad».

Más noticias