23 de julio de 2024 | 11:24

Bilbao

Bilbao acoge a la afición blaugrana

Jesús Carames

24 de mayo de 2024 | 8:00 am

Cerca de 40.000 personas en Bilbao

El FC Barcelona se prepara para vivir un momento histórico en San Mamés, no solo por la posibilidad de levantar su tercera Champions, sino por el impresionante desplazamiento de cerca de 40.000 aficionados blaugranas a Bilbao. Este evento marca un precedente en el fútbol femenino y es comparable a algunos de los desplazamientos más emblemáticos del equipo masculino, como los 50.000 hinchas que viajaron a Sevilla en 1986 para la final de la Copa de Europa contra el Steaua de Bucarest, o los más de 30.000 que estuvieron en Basilea para la Recopa de 1979.

Expectativa masiva en San Mamés

La proximidad geográfica entre Barcelona y Bilbao, la gran capacidad del estadio de San Mamés con más de 53.000 localidades, y el excelente momento deportivo del Barça, que aspira a un histórico póquer de títulos, han motivado a la afición a responder en masa. Las entradas y hoteles han estado agotados desde hace semanas, reflejando la gran expectación generada por esta final.

El FC Barcelona ha organizado un despliegue logístico sin precedentes, fletando 22 autobuses para transportar a más de 1.300 socios hasta Bilbao. Este esfuerzo logístico se suma a los miles de aficionados que viajarán en tren, avión y vehículos particulares, asegurando una marea blaugrana en la ciudad.

Comparación con desplazamientos históricos

Este desplazamiento supera con creces los 1.200 aficionados que acompañaron al equipo en su primera final europea en Budapest en 2019, y los 15.000 que viajaron a Turín en 2022, aunque esa vez el equipo no logró alzarse con el título. El año pasado, unos 10.000 seguidores viajaron a Eindhoven, un número reducido debido a la complejidad de las conexiones y la menor capacidad del estadio.

El lema “Movem Bilbao” encapsula el espíritu de la afición culé, que promete teñir San Mamés de blaugrana, con alrededor de dos tercios del estadio ocupados por seguidores del Barça. La UEFA agotó las primeras 25.000 localidades en pocos minutos, y lo mismo ocurrió con las 9.625 entradas asignadas al FC Barcelona.

Una final con todas las comodidades

Por primera vez en la historia de la Champions, se instalará una fan zone para cada afición. La del FC Barcelona estará en el parque de doña Casilda, próximo al estadio de San Mamés. Esta zona estará abierta desde las 10 de la mañana del día de la final, ofreciendo actividades y animación musical. Los aficionados que no tengan entrada podrán seguir el partido en una pantalla gigante instalada en la fan zone.

La UEFA también organizará una fiesta en la explanada de San Mamés con actividades y actuaciones musicales desde primera hora de la mañana hasta entrada la noche. Este despliegue asegura que tanto los presentes en el estadio como aquellos en la fan zone vivan una experiencia inolvidable.

Preparativos para una gran final de Champions

El alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto, ha expresado su entusiasmo por acoger este evento histórico y ha asegurado que la ciudad está preparada para recibir a la gran afluencia de aficionados. La seguridad y la logística están cuidadosamente planificadas para garantizar que todo transcurra sin contratiempos.

La movilización de la afición blaugrana a Bilbao no solo destaca por los números, sino también por el entusiasmo y la pasión que acompañan a cada hincha. Esta final promete ser un hito no solo para el FC Barcelona, sino también para el fútbol femenino en general, consolidando el creciente interés y apoyo hacia este deporte.

Más noticias